Salir de huelga

LO QUE hicieron los sindicatos ayer fue salir a tomarle las medidas a la calle, que siguen más o menos como hace 10 años, y reencontrarse con las sensaciones de entonces, como un padre que regresa a casa y acomoda el culo en el sofá.